Nuevo

¿Cómo se convirtió Nueva Zelanda en la primera nación en dar el voto a las mujeres?

¿Cómo se convirtió Nueva Zelanda en la primera nación en dar el voto a las mujeres?


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El largo camino hacia el sufragio universal comenzó en 1893 en Nueva Zelanda, el primer país del mundo en dar a las mujeres el voto en pie de igualdad. Aunque esta colonia distante todavía respondía a la reina Victoria en Gran Bretaña, había disfrutado de la independencia de facto desde la década de 1860, y el 19 de septiembre de 1893 el proyecto de ley para conceder el derecho al voto a las mujeres obtuvo la aprobación real.

Hoy en día, este momento se considera un hito en la historia de los derechos de la mujer, ya que sentó un precedente de trabajo que debe ser emulado en todo el mundo durante el próximo siglo. Pero, ¿cómo lo logró Nueva Zelanda en una época en la que todavía se consideraba a las mujeres como ciudadanas de segunda clase?

Un movimiento ascendente

La idea de que las mujeres podrían tener un papel útil que desempeñar en las esferas política y doméstica había ido ganando importancia en el mundo de habla inglesa durante la segunda mitad del siglo XIX.

Su primer exponente influyente había sido el filósofo, político y libertario británico John Stuart Mill, que había abogado por la reforma de la votación en la Cámara de los Comunes.

Aparte del argumento "negativo" de que era injusto para las mujeres tratarlas de manera desigual, Mill y su influyente esposa Harriet también argumentaron que las mujeres aportarían mayor moralidad, calma y enfoque en la familia en la política. Sin embargo, el proyecto de ley fue rechazado y muchos diputados se opusieron vehementemente a la idea.

¿Por qué la historia ha ignorado o no ha reconocido persistentemente el papel de la mujer? En esta entrevista de Spotlight con Dan Snow, Mary Beard explora las muchas formas a lo largo de la historia en que las mujeres han sido humilladas o silenciadas.

Ver ahora

Kate Sheppard pasa a primer plano

En Nueva Zelanda, sin embargo, estas ideas fueron acogidas con entusiasmo por la élite intelectual femenina que estaba creciendo lentamente en confianza. Su miembro más famoso, Kate Sheppard, se había mudado al país desde Inglaterra en la década de 1860 y fue presentada por la campaña por el sufragio femenino en 1885, cuando una oradora de la famosa Unión de Mujeres Cristianas por la Templanza (WCTU) en Estados Unidos llegó a su país natal. Christchurch durante una gira por Nueva Zelanda.

Después de esto, Sheppard, quien poseía un intelecto formidable y habilidad como orador, rápidamente se convirtió en la sufragista más conocida de Nueva Zelanda, estableciendo una sucursal de la WCTU en Nueva Zelanda y declarando de manera famosa que

"Todo lo que separa, ya sea de raza, clase, credo o sexo, es inhumano y debe ser superado".

En 1887, su WCTU envió una petición al primer ministro, Sir Julius Vogel, pidiéndole que apoyara un proyecto de ley de sufragio femenino en el parlamento.

El rostro de Kate Sheppard ahora decora el billete de diez dólares en Nueva Zelanda. (Crédito de la imagen: Reserve Bank / Flickr)

Tácticas dilatorias

El apoyo de Vogel's marcó la diferencia y el proyecto de ley llegó a la cámara alta del parlamento, el Consejo Legislativo, donde fue derrotado por solo un voto, un margen mucho más pequeño que el que había ocurrido en Gran Bretaña.

Su oponente más fuerte, el diputado liberal Walter Carncross, continuó proponiendo que el proyecto de ley debería incluir el derecho de las mujeres a presentarse a las elecciones a la Cámara de Representantes, sabiendo que este paso probablemente haría que la cámara alta más conservadora se opusiera a la reforma. Estas tácticas retrasaron su desaparición durante muchos años.

Sufragio maorí

Junto a esta lucha dentro del gobierno de Nueva Zelanda por el sufragio universal, estaba surgiendo algo similar en Te Kotahitanga, el parlamento autónomo maori. Encabezada por Meri Mangakāhia, se convirtió en la primera mujer en dirigirse a la asamblea en 1893, presentando una moción a favor del sufragio femenino y su subsidio para presentarse como miembros del parlamento.

Meri argumentó que las mujeres maoríes eran y habían sido tradicionalmente siempre propietarias de tierras y, por lo tanto, no se les debería prohibir la representación. También argumentó que las mujeres en posiciones de poder pueden estar en mejores condiciones de resolver las disputas de tierras con la reina Victoria que surgieron durante la colonización de Nueva Zelanda. Sin embargo, mientras se esperaba el cambio en Te Kotahitanga, al año siguiente se llevó una vez más a la Cámara de los Comunes del Gobierno de Nueva Zelanda el voto sin precedentes por el sufragio universal.

Se aprueba el proyecto de ley

Frustrada cada vez más por las demoras de Carncross, en 1893 la sufragista Catherine Fulton organizó una protesta enfurecida contra él. Después de seis años de que el tema dominara la política, la Cámara de Representantes finalmente aprobó el proyecto de ley por una amplia mayoría, aunque el Consejo Legislativo se dividió casi exactamente a la mitad sobre el tema.

De Oliver Cromwell a Robin Cook, de Ellen Wilkins a Margaret Thatcher, de Edmund Burke a Winston Churchill. Dan Snow recuerda algunos de los mejores discursos jamás pronunciados en Westminster.

Ver ahora

El nuevo primer ministro, el severo, autocrático e imperialista Richard Seddon, fue un fuerte oponente y logró convencer a un concejal menor del partido, Thomas Kelly, de votar con él en contra del proyecto de ley mientras afirmaba apoyarlo en público.

Finalmente, estas tácticas le costaron los votos a Seddon cuando su conducta solapada convenció a otros dos concejales, William Reynolds y Edward Stephens, de cambiar de opinión y apoyar el proyecto de ley, lo que significa que finalmente fue aprobado por 20 votos contra 18 el 8 de septiembre de 1893.

La poderosa figura de Richard Seddon. A pesar de su comportamiento impreciso sobre el sufragio femenino, se le considera uno de los líderes más importantes de Nueva Zelanda. (Crédito de la imagen: dominio público)

Victoria da el visto bueno

En estos años antes de que Nueva Zelanda se convirtiera en un dominio completamente autónomo del Imperio Británico (lo que sucedería en 1907) quedaba un obstáculo más, el consentimiento de la Reina-Emperatriz y su gobernador Lord Glasgow, quien finalmente otorgó el sufragio universal. adelante el 19 de septiembre de 1893.

Ese mismo año, Elizabeth Yates se convirtió en la primera mujer en la historia del Imperio Británico en ganar un cargo electo, ya que se convirtió en la alcaldesa (en todos los aspectos muy efectiva) de Onehunga, un suburbio de Auckland. Esto fue noticia internacional y recibió cartas personales de felicitación de William Seddon, quien ahora reclamaba el crédito por el sufragio femenino, y la reina Victoria.

Aunque las mujeres maoríes ahora podían votar en las elecciones del Gobierno de Nueva Zelandia, en 1897 los esfuerzos de Meri Mangakāhia se hicieron realidad cuando también se permitió finalmente a las mujeres votar en el Te Kotahitanga.

Después de que estalló la Primera Guerra Mundial, Flora Murray y Louisa Garrett Anderson establecieron un hospital en un antiguo y vasto asilo de trabajo abandonado en la calle Endell de Covent Garden. La maravilla médica que surgió trató a 26.000 hombres heridos durante los siguientes cuatro años y fue atendida en su totalidad por mujeres. Wendy Moore se unió a Dan en el pod para contar esta notable historia y discutir el legado de estas mujeres pioneras.

Escucha ahora

Sin embargo, fue necesario hasta 1919, después de que miles de neozelandeses lucharon y murieron en la Gran Guerra, para que las mujeres fueran admitidas en el parlamento, que tuvo su primera representante femenina en 1933 y su primera miembro maorí en 1949.

En 1999, Helen Clark se convirtió en la primera primera ministra elegida de Nueva Zelanda y tuvo un exitoso período de nueve años en el poder antes de comenzar una nueva carrera en las Naciones Unidas. Desde 1893, prácticamente todas las naciones del mundo han seguido el ejemplo de Nueva Zelanda e introdujeron el sufragio femenino.


El caso del sufragio de la mujer / el voto de la mujer en Nueva Zelanda y Australia


¡Votos para las mujeres! ¡Votos para las mujeres! ¿Por qué escuchamos tanto de este tema ahora? ¿Es posible que en gratis Inglaterra, más de 140 mujeres han sido enviadas a prisión por solo pedir votos para mujeres? No es de extrañar que esta pregunta sea la cuestión candente del día. ¿Ha olvidado la Cámara de los Comunes inglesa el viejo proverbio, "La justicia exalta a una nación"? Seguramente este Parlamento democrático, la mayoría democrática más grande que jamás haya tenido Inglaterra, mantendrá su constitución de que los impuestos y la representación deben ir de la mano, y pondrá en práctica su propia superioridad sobre el otro partido que dice al pueblo: Confía en nosotros. Se supone que el Partido Liberal "confía en el pueblo".

Pues bien, en efecto, esta determinación de las mujeres de conseguir sus votos ha tenido éxito. Han mirado a las colonias más jóvenes del Imperio y han visto que donde las mujeres tienen el voto, las leyes sociales y su posición industrial han mejorado enormemente. Al ver esto, un santo descontento se apoderó de las mujeres de Gran Bretaña y un gran malestar que nunca se calmará hasta que se cumpla su demanda. En los países jóvenes, las mujeres tienen una mayor demanda, se buscan sus opiniones porque el país comienza con los hogares, y dondequiera que se haya buscado la ayuda de las mujeres, los resultados han demostrado que el ama de llaves natural puede convertirse en el ama de llaves nacional, como lo es el mantenimiento de la nación. solo mantenimiento doméstico a gran escala. La Isla de Man otorgó el derecho al voto a sus mujeres en 1884, y aquellos MP que ahora predicen el desastre más terrible para Inglaterra, Irlanda, Escocia y Gales si las mujeres tuvieran derecho al voto, olvidan buscar un ejemplo en esa pequeña isla pacífica tan cercana.

Nueva Zelanda concedió el derecho al voto a sus mujeres y, en 1893, utilizaron sus votos por primera vez. El resultado del primer Parlamento elegido por mujeres y hombres fue la introducción de pensiones de vejez todo hombre mayor de sesenta y cinco años tenía derecho a siete chelines semanales, toda mujer mayor de sesenta y cinco tenía derecho a siete chelines semanales. Es un hecho notable que cuando hombres y mujeres son políticamente iguales, se les trata por igual. Tan bien funcionaron las pensiones de vejez que hace menos de dos años se elevaban a diez chelines semanales el hombre y diez chelines semanales la mujer. He visitado sus asilos de trabajo y he leído acerca de sus bajas tarifas, y he visto a sus hombres y mujeres hambrientos ya sus niños pálidos y pálidos. He visto a tus sudorosas trabajadoras, he visitado los tugurios en los que existen y cosen y duermen. He visto a ese aún peor gran ejército de mujeres que no pudieron soportar la miseria de pasar hambre lentamente y que están vendiendo sus productos. almas en busca de comida, ropa y refugio. He leído en el Noticias diarias de 50.000 almas, hombres, mujeres y niños en West Ham, hambrientos, y he visto las marchas de los desempleados en Tottenham y Wood Green, en el norte, y la terrible e inolvidable marcha del East End. desempleados a Hyde Park. Participé en la marcha de las mujeres, y puedo asegurar a mis lectores que solo un corazón de piedra podría mirar impasible. Luego me dirijo al otro extremo de tu maravillosa ciudad y veo los signos de riqueza en las casas y los muebles, los lujos abundan por todas partes, los niños felices con sus enfermeras, la belleza, la abundancia, la felicidad. Uno se ve obligado a preguntar: ¿somos todos hijos de un gran Padre, miembros de una sola familia humana, súbditos del mismo Rey y legislados por el mismo Parlamento? Si es así, seguramente los débiles e indefensos deberían recibir los primeros cuidados. Miro con horror sus mal llamados "asilos" y veo en ellos criando madrigueras de descontento, envidia, malicia y odio, y guarderías para la holgazanería y el egoísmo. El costo de mantener estas manchas inicuas en la legislación del siglo XX contribuiría en gran medida a proporcionar pensiones de vejez e iniciar trabajos reproductivos para que los hombres y mujeres sanos se ganen la vida. Cuando los hombres y las mujeres envejecen tienen derecho a pensiones de vejez, que en realidad son el interés de la riqueza que ha producido su propio trabajo. Con caridad o socorro, interior o exterior, los beneficiarios son indigentes y, en consecuencia, pierden todos los privilegios de los ciudadanos con pensiones de vejez por respeto, honor y derechos de ciudadanía. La pensión es prueba de que el ciudadano de edad ha cumplido con su deber con el país, y el país lo reconoce, así como el Parlamento británico jubila a sus ex almirantes, ex generales, ex ministros del gabinete y otros supuestos haber servido bien a su país y que fueron bien pagados durante su servicio. Ruskin nos dice que “todo hombre (o mujer) que ha hecho bien en su parroquia o país se merece lo mejor de esa parroquia o país”, y eso decimos nosotros. El voto de las mujeres ayudó a lograr esta pensión de vejez en Nueva Zelanda.

Reforma de licor fue otro gran trabajo provocado por el voto de las mujeres en Nueva Zelanda, la opción local en muchos distritos y la abolición en algunos. El Anuario oficial de 1906 para Nueva Zelanda comenta sobre el gran aumento en el número de votos registrados para ninguna licencia o reducción de licencia; también se refiere al "aumento sustancial mostrado en el número de personas que asistieron a la votación". & # 911 & # 93

La Ley de Fábricas, 1901, de Nueva Zelanda, es una de las leyes más perfectas y completas que se pueden encontrar. Se insiste en un máximo de cuarenta y cinco horas semanales para mujeres y jóvenes, excepto en las fábricas de lana, donde mayo trabajar 48 horas. Todas las panaderías y lavanderías, si solo se emplean dos personas, se clasifican como fábricas para someterlas a la inspección de la Ley de fábricas & # 32 & # 8203. En tiendas las medias vacaciones semanales son obligatorias y para todos los jóvenes un salario mínimo de 5 chelines. Se debe pagar por semana, con un aumento de 3 chelines. por semana hasta los veinte años. Las siguientes son algunas de las leyes laborales aprobadas desde la concesión del derecho al voto de las mujeres de Nueva Zelanda: —La Ley de Enmienda de Control de Venta de Bebidas Alcohólicas de 1895 (re feriado el día de la elección de licencias) la Ley Electoral de 1905 (re feriado el día de las elecciones) Ley de Fábricas, Ley de Arbitraje y Conciliación Industrial de 1901 Ley de Enmienda de Sindicatos, Ley de Protección Salarial de 1896, Ley de Viviendas de Trabajadores de 1899, Ley de Consolidación de Tierras para Asentamientos de 1905, 1900 (con disposiciones para hogares de trabajadores) Registro de Servidores Ley de Oficinas, Ley de Tiendas y Oficinas de 1895, 1904 y muchas otras. Aquellas personas que dicen que la emancipación de las mujeres detendrá todas las reformas sociales se sorprenderán al saber que las mismas reformas de las que están hablando se han realizado con la ayuda del voto de las mujeres.

La educación también de los niños en las Escuelas Públicas es gratuita y puramente laica, acabando con la controversia sectaria. Hay muchas otras reformas de las que he escrito, pero no deseo referirme a ellas aquí, por lo que pasaré al primer Estado de Australia que siguió a Nueva Zelanda en dar el voto a sus mujeres. Australia del Sur otorgó el derecho al voto a sus mujeres en 1894, y las siguientes son algunas de las leyes sociales e industriales del Parlamento aprobadas desde esa fecha: Ley de protección de mujeres casadas Enmienda de gravámenes laborales Supresión de juegos de azar Anuncio indecente & # 32 & # 8203 Supresión Ley de afiliación Legitimación de niños Ley de propiedad de mujeres casadas Salarios de trabajadores Protección de niños Cierre anticipado de fábricas Enmiendas Enmienda estatal para niños Compensación de trabajadores Protección de niños re Prisiones de la policía de la Enmienda del opio para fumar, & ampc.

Inmediatamente a las mujeres de Australia del Sur se les concedió el derecho al voto, la edad para proteger a las niñas se elevó de los catorce a los dieciséis años, y desde entonces, creo, se elevó a los dieciocho. Me impresionaron mucho los comentarios hechos por el señor Horace Smith, el magistrado que estaba en el banquillo cuando se llevaron ante él setenta y cinco mujeres por intentar ir a la Cámara de los Comunes para presentar una petición pidiendo al gobierno que interpusiera un Proyecto de Ley de Voto para Mujeres en los mismos términos que se aplican ahora, o que pueden aplicarse en el futuro a los hombres.

Había una de más de dieciséis pero no de diecisiete, una joven que llevaba dos años trabajando en la fábrica y que venía de Huddersfield en representación de su madre, quien la llevó a Manchester para ponerla al cuidado de uno de los líderes de la WSPU traer a Londres con el propósito de asistir a la Conferencia y ayudar a llevar a cabo la resolución de esa Conferencia. El Sr. Smith dijo que era una niña y que debería estar en el aula porque era demasiado joven para saber o entender lo que estaba haciendo. Sin embargo, la ley de esta tierra, la ley hecha por el hombre, dice en efecto que una chica de dieciséis años y un día es lo suficientemente mayor para decidir qué es correcto o incorrecto en cuanto a actos de moralidad. Un hombre puede arruinar a una joven de dieciséis años y un día, y si la niña dice que consintió en su propia ruina, no se le hace nada al hombre, aunque la pobre "niña", como la llama el Sr. Smith, puede haber sido intimidada, coaccionada o sobornada para que dijera que consintió en el robo de "la joya inmediata del alma": su buen nombre. Es una gran lástima que estos amables caballeros, como el Sr. Horace Smith, no cuiden a las jóvenes de la manera correcta, es porque hay leyes tan vergonzosas en los estatutos de este país, estas leyes unilaterales. que estamos luchando por los votos de las mujeres. Nos gustaría mucho ver a nuestras chicas, las chicas de las clases trabajadoras, en el aula hasta los dieciséis años, pero ¡ay! Pobres, muchos de ellos tienen que estar en las fábricas, los molinos y las tiendas dos años antes de esa edad, y muchos tienen que ganar dinero de otras formas mucho antes de los catorce años y antes de dejar la escuela. Es una muy buena simpatía, señor Smith llevarlo a la práctica por las pobres hijas de las trabajadoras desprotegidas que están sometidas a todo tipo de tentaciones en el ir y venir, sí y hasta en su trabajo. Proteja los buenos nombres de las niñas pobres al menos mientras proteja la propiedad de las niñas ricas. En los Estados que dieron a las mujeres el voto primero La reforma consistía en elevar la edad de consentimiento de hecho, para velar por el bienestar de las futuras madres. ¿Qué podría ser mejor que eso? Australia del Sur trajo muchos proyectos de ley para ocuparse de los niños. Es con los niños que cada país debería ayudar a reformarse.

Alemania debe su progreso no a su política de protección, sino a la forma en que trata a sus hijos. & # 32 & # 8203 Su supervisión y cuidado de los niños ilegítimos, abandonados o abandonados es realmente magnífico. Su sistema de escuelas técnicas y control municipal podría copiarse. en beneficio de Gran Bretaña. Australia del Sur está haciendo un buen segundo en el cuidado de la vida infantil. Las leyes del Parlamento suprimen el tabaquismo y otros hábitos de vicio, y si los niños infringen la ley, hay tribunales separados para su juicio.

Otra buena ley es la "Supresión de la publicidad indecente" y la literatura cuestionable. Evitar que los niños se conviertan en delincuentes es mucho más grande que reformarlos, y mantener la mente pura es infinitamente más importante para las generaciones futuras que las escuelas de corrección, reformatorios y cárceles, que se necesitan en la vida posterior debido a la falta de atención en la dirección correcta cuando la mente es más susceptible. Lady Montague, en una carta a su hija, la condesa de Bute, decía: “Los mismos personajes están formados por las mismas lecciones. ¡Casas de nuestros trabajadores! Sabemos lo que han resultado los tugurios y colonias de ciudades abarrotadas, y sin embargo estos mismos tugurios y colonias existen y los mismos personajes se están soltando en el mundo las lecciones aprendidas en esos tugurios, de vicio, crueldad, y la degradación se repiten día tras día y año tras año, y sólo escuchar del "Problema de la vivienda". Si las mujeres tuvieran los votos aquí en Gran Bretaña, ¿cree que esto continuaría?

& # 32 & # 8203 Lo que nuestros sabios (?) Legisladores gastaron solo en la guerra de Sudáfrica habría sido suficiente para comprar todos los barrios marginales y hacer casas y hogares dignos de ese nombre para que vivieran nuestros trabajadores, y el dinero ahorrado en cárceles, manicomios, policías y magistrados, & ampc., sería enorme. La gente a menudo peca porque "los medios para cometer malas acciones hacen que las malas acciones se cometan". Las mujeres, que tienen más que ver con los hogares que los hombres y que tienen que pasar la mayor parte del tiempo allí, harían de esta una pregunta viva, y si hubiera una habitación libre en las casas donde los padres cansados ​​pudieran descansar sin ser molestados por los niños que lloran, lo harían. No quiero ir a la taberna. Los niños también son menos irritables cuando pueden jugar y no estorbar "el camino de la madre". Es el derecho del trabajador: una casa digna. ¿No fue Moody quien dijo: "La casa fue fundada antes que la Iglesia, y los británicos necesitan más casas que iglesias"? Una reforma más a la que debo referirme. La Ley de Enmienda del Opio de Australia del Sur muestra los buenos usos que se han dado a los votos de las mujeres. Hace aproximadamente un año hubo un gran clamor en toda Inglaterra acerca de las reuniones de mujeres sobre tráfico de opio que se llevaron a cabo, las resoluciones se aprobaron unánimemente orando al Sr. John Morley para abolir el tráfico con qué resultado: ¡fracaso! El Gobierno no podía permitirse perder los ingresos derivados de esa diabólica droga. ¡Moraleja del pueblo! ¿Qué es eso en comparación con el dinero para el Tesoro Nacional? Hablé en varias de esas reuniones de mujeres y les predije que si deseaban la abolición del tráfico de opio debían luchar por el voto de las mujeres, ya que ese era el momento. solamentearma que aniquilaría el comercio. Tasmania, que sólo otorgó el derecho al voto a sus mujeres en diciembre de 1903, aprobó en 1906 una ley que prohíbe fumar opio. El voto de las mujeres atacará esta cuestión también en Inglaterra, ya que las mujeres darán más importancia a la salvación de la vida humana que al dinero para las arcas nacionales. Desde 1903 (diciembre) Tasmania, la pequeña isla al sur de Australia y uno de los estados de la Commonwealth, ha incluido en el Libro de Estatutos las siguientes leyes desde que las mujeres ejercieron sus votos: —Legitimación Ley Ley de Empleo de Mujeres y Niños Ley de Educación Infractores Juveniles, Indigentes , y la Ley de niños abandonados, en 1905 la Ley de enfermeras obstetrices Ley de prohibición del consumo de opio Ley de detención de jóvenes y mujeres, en 1906. Sin duda, estas son pruebas suficientes de que la participación de las mujeres en la política no es un obstáculo para la reforma, sino que abre la puerta reformar.

El estado de Australia Occidental dio a sus mujeres el voto en 1898 (el segundo estado australiano en conceder el derecho al voto a las mujeres). Desde entonces se aprobó una ley para elevar la edad de consentimiento de catorce años a dieciséis (ahora dieciocho). Las mujeres fueron elegibles para el Colegio de Abogados. Arbitraje (disputas laborales), compensación a familias de personas muertas por accidentes, leyes de cooperativas y sociedades de previsión, leyes de consolidación del código penal, ley de borrachos (1903), cierre anticipado (1902), enmiendas de educación (1899), ley de fábricas (1904) ), Prisiones (1903), Enmiendas a la Ley de Salud (1899 y 1904), Publicaciones indecentes (1902), Ley de matrimonio (1900), Separación judicial de mujeres casadas & # 32 & # 8203 (1896, Enmienda 1902), Prohibición de comisiones secretas (1905) ), Asientos para dependientes (1899), Calumnia de mujeres (1900), Sindicatos (1902), Ley de camiones (1899) y muchas otras leyes sociales, industriales y domésticas, que no tengo espacio para mencionar. Nueva Gales del Sur, el tercer Estado en otorgar a las mujeres el voto, comenzó de inmediato las reformas sociales. La edad de consentimiento se elevó de catorce a dieciséis años. Mortalidad infantil y legitimación de los niños, Prohibición de fumar en los menores, Proyecto de ley de reforma de las bebidas alcohólicas (sin compensación), Se nombraron inspectoras para el cierre anticipado, Se crearon juntas de salarios para abolir la sudoración, y se hicieron intentos para hacer cumplir salarios iguales por trabajo igual, y varias otras reformas están en discusión. Se ha aprobado un proyecto de ley del gobierno local y un proyecto de ley estatal para los niños, para dar al niño pobre, abandonado o huérfano un oficio para comenzar su vida. Las tabernas están cerradas todo el día los domingos, cierran temprano y medio feriado para los dependientes, inspectoras de fábricas, matronas de policía, y muchas otras cosas que hacen la vida más brillante y soportable para nuestros trabajadores. los Junta de salarios de Australia ha actuado tan bien en reprimir el sudor que este mismo Gobierno, que envió a 140 mujeres a prisión por pedir el voto para ayudar a sofocar este gigantesco mal, ha enviado a un Comisionado a Australia para indagar sobre su funcionamiento, con miras a resolviendo el mal que existe en Gran Bretaña. (En Nueva Zelanda subcontratación está prohibido por la ley, y sudar es absolutamente imposible allí). ¿No sería más económico conceder el derecho al voto a las mujeres británicas y dejarlas ayudar al Gobierno a eliminar por completo la sudoración, como lo han hecho en Nueva Zelanda y Australia? , que pagar los gastos de viaje y otros gastos de un hombre, además del tiempo y la demora por trámites burocráticos después de su regreso, y entonces tal vez no se haga nada. Hace casi un año que se inauguró en Londres esa terrible "Exposición de sudoración". ¿Qué resultados prácticos tenemos? Las mujeres siguen trabajando diecinueve horas durante 1 s. Todavía se fabrican camisas para 7½d. por docena. Las mujeres sufren mientras nuestros sabios (?) Legisladores hablan. ¡Cuán absolutamente incompetente es este Gobierno Democrático para llevar a cabo algunas medidas democráticas!

Creo que lo anterior mostrará claramente que no hay nada que temer al dar el voto a las mujeres. ¿No han sido siempre las mujeres desde la cuna hasta la tumba las mejores amigas que tuvieron los hombres? Entonces, ¿qué tienen que temer? ¿Creen que las mujeres se unirán en un gran Partido para hacer sufrir a los hombres? He oído decir que las mujeres que son mayoría en tres cuartos de millón podrían anular a los hombres. Creo que esta brillante idea fue mencionada por nuestro acérrimo oponente, el Sr. Cremer, en la Cámara. La injusticia cometida contra la mayoría de los adultos al no darles representación alguna parece que nunca se le ocurrió. Sería injusto permitir que votaran 750.000 mujeres más que hombres, pero evidentemente, desde su punto de vista, no es una injusticia negar el voto a todos ¡mujeres! Es miembro del gran Partido Demócrata que ahora se encuentra en Westminster, y un defensor de la paz y el arbitraje, pero aún no ha aprendido la regla de oro establecida por el Nazareno, y el principio sobre el cual Paz con Justicia & # 32 & # 8203 debe mantenerse, es decir, "haz a los demás lo que te gustaría que te hicieran a ti". Ningún Partido sufrirá por una acción justa, y conceder el derecho al voto a las mujeres es correcto.

Estas tácticas militantes comenzaron el 12 de mayo de 1905, frente a la Cámara de los Comunes, cuando el Sr. Labouchere y el Sr. Robertson "hablaron" del proyecto de ley, y han continuado, volviéndose más y más audaces, más y más fuertes. Hemos dado con un magnífico plan de campaña.

Primero, somos independientes de toda política de partidos y vamos a todas las elecciones parciales para trabajar. contra el candidato del gobierno, hasta que el gobierno encuentre un lugar en su programa para nuestro proyecto de ley. Conseguimos oídos de la gente, y la justicia de nuestra causa les atrae; nunca celebramos una reunión sin convertirnos, estamos llegando tanto a las mujeres como a los hombres, mostramos claramente que toda ley que afecta a los hombres también afecta a las mujeres que probamos. A ellos nos gravan y no nos representan les señalamos las grandes reformas efectuadas en las colonias por el voto de las mujeres que estamos educando juntos a padres y madres. El gran pueblo, las grandes masas, están despertando a la mera justicia de nuestra exigencia, hay un signo de una gran rebelión, una gran revuelta, porque el pueblo comienza a despertar de su largo sueño de indiferencia, y hace preguntas saludables como a nuestros métodos y razones para ellos. Viene como el poderoso rugido del océano, esta gran voz del Pueblo, este Gran Poder Todopoderoso contra el cual ningún Rey, Emperador, Zar o Gobierno puede oponerse. Ha decapitado y destronado a reyes. Ha vaciado la & # 32 & # 8203 Cámara de los Comunes una vez antes de haber dado libertad a los esclavos, ha derribado a los tiranos de las altas esferas. Nuestro movimiento está en el cresta de esa gran ola, y no ¡el poder puede detenerlo! Luchamos por la Libertad y la Libertad que no conocemos la derrota, podemos “caer para levantarnos”, fortalecidos cada vez. Nuestro ejército crece, crece día a día, las mujeres se acercan unas a otras, y al hacerlo se acercan más al Gran Padre de todos, se entienden mejor que antes de que las clases y las masas se unieran en la gran Unión Social y Política de Mujeres, haciendo esto gran causa de su religión: la religión de Humanitarismo.


Nueva Zelanda

Nuestros editores revisarán lo que ha enviado y determinarán si deben revisar el artículo.

Nueva Zelanda, Maorí Aotearoa, país insular en el Océano Pacífico Sur, la parte más al suroeste de Polinesia. Nueva Zelanda es una tierra remota, uno de los últimos territorios considerables adecuados para ser poblados y colonizados, y se encuentra a más de 1.600 km al sureste de Australia, su vecino más cercano. El país comprende dos islas principales, las islas del Norte y del Sur, y varias islas pequeñas, algunas de ellas a cientos de millas del grupo principal. La ciudad capital es Wellington y la mayor área urbana de Auckland, ambas se encuentran en la Isla Norte. Nueva Zelanda administra el grupo de islas del Pacífico Sur de Tokelau y reclama una sección del continente antártico. Niue y las Islas Cook son estados autónomos en libre asociación con Nueva Zelanda.

Nueva Zelanda es una tierra de grandes contrastes y diversidad. Volcanes activos, cuevas espectaculares, lagos glaciares profundos, valles verdes, fiordos deslumbrantes, largas playas de arena y los espectaculares picos nevados de los Alpes del Sur en la Isla Sur, todos contribuyen a la belleza escénica de Nueva Zelanda. Nueva Zelanda también tiene una variedad única de vegetación y vida animal, gran parte de la cual se desarrolló durante el prolongado aislamiento del país. Es el único hogar, por ejemplo, del kiwi no volador de pico largo, el apodo omnipresente de los neozelandeses.

Nueva Zelanda era el país más grande de la Polinesia cuando fue anexada por Gran Bretaña en 1840. A partir de entonces fue sucesivamente una colonia de la corona, una colonia autónoma (1856) y un dominio (1907). En la década de 1920 controlaba casi todas sus políticas internas y externas, aunque no se independizó por completo hasta 1947, cuando adoptó el Estatuto de Westminster. Es miembro de la Commonwealth.

El ascenso al monte Everest por el neozelandés Sir Edmund Hillary con el sherpa Tenzing Norgay en 1953 fue uno de los momentos decisivos del siglo XX. "De alguna manera", sugirió Hillary, "creo que personifico al neozelandés promedio: tengo habilidades modestas, las combino con mucha determinación y me gusta tener éxito".

A pesar del aislamiento de Nueva Zelandia, el país ha participado plenamente en los asuntos internacionales desde principios del siglo XX y es miembro activo de varias instituciones intergubernamentales, incluidas las Naciones Unidas. También ha participado en varias guerras, incluida la Primera y Segunda Guerra Mundial. Económicamente, el país dependía de la exportación de productos agrícolas, especialmente a Gran Bretaña. Sin embargo, la entrada de Gran Bretaña en la Comunidad Europea a principios de la década de 1970 obligó a Nueva Zelanda a ampliar sus relaciones comerciales con otros países. También comenzó a desarrollar un sector industrial mucho más extenso y variado. El turismo ha desempeñado un papel cada vez más importante en la economía, aunque este sector ha sido vulnerable a la inestabilidad financiera mundial.

La brecha social y cultural entre los dos grupos principales de Nueva Zelanda —los indígenas maoríes de herencia polinesia y los colonizadores y más tarde inmigrantes de las Islas Británicas y sus descendientes— ha disminuido desde la década de 1970, aunque persisten las diferencias educativas y económicas entre los dos grupos. Immigration from other areas—Asia, Africa, and eastern Europe—has also made a mark, and New Zealand culture today reflects these many influences. Minority rights and race-related issues continue to play an important role in New Zealand politics.


It is generally agreed that the Gallipoli during the First World War fostered a sense of national identity in New Zealand and Australia. One in four New Zealand men between the ages of 20 and 45 who were sent to battle were either killed or wounded – this in turn affected many families and communities back home. In Gallipoli, there were 2,779 New Zealand casualties, as well as 8,700 Australian deaths. ANZAC Day on 25 April remembers the death of these soldiers.


Women Suffragettes – New Zealand’s Place in History

The Commonwealth Games, which have entertained the nation lately, have become an important platform where viewers across the world can see countries united in the name of sport. The competing countries are happy to compete as members of the Commonwealth, despite their past relationship with Britain. All 53 countries were once ruled by Britain during its empire days - but are all completely unique. The modern Commonwealth is meant to represent a consistency of ideas regarding the rights of citizens. However many differ in their progress regarding civil liberties, particularly their views on women's rights. New Zealand was the first country on the planet to give women the vote way back in 1893. As part of the British Empire/Commonwealth this could have initiated a movement across the empire, however, South Africa didn’t give all women the vote until 1994.

New Zealand citizens are proud of the fact that they granted women the vote long before any over the self-governed country not only regarding Commonwealth countries but all countries across the globe. New Zealand’s world leadership in women’s suffrage became a central part of their image as forward thinking democracy with the highest standards of civil rights and liberties.

Women in New Zealand got the vote after years of effort by suffrage campaigners, led by Kate Sheppard. Unlike Britain and the United States, there was no waiting until after the First World War to get the vote or by breaking windows and causing destruction. Instead, Sheppard produced a number of petitions calling on Parliament to let women have the vote. The petitions gathered in 1893 were signed by almost a quarter of the adult female population of New Zealand.

The suffrage movement in New Zealand initiated huge waves of women fighting against the stereotypical narrow image that women should be kept in the house, raise children and not have any involvement in politics. The New Zealand movement was shaped by two main themes: equal political rights for men and women and the determination to use these rights to introduce social reform. A key difference between New Zealand and Britain in terms of getting the right to vote is that key male politicians supported the suffrage movement. Amongst the supporters were William Fox (Second Premier of New Zealand), John Hall (Prime Minister of New Zealand 1879-1882) and Julius Vogel (eighth Premier of New Zealand).

Surprisingly, the liquor companies presented the biggest resistance against women getting the vote. They believed that allowing women to have the vote would lead to the prohibition of alcohol as females were not as interested in alcohol. I guess in these time alcohol production was restricted to liquor and ale and the mass consumption of wine by females was yet to materialize. Was this a missed opportunity to tie the vote to an expansion of wine production?

The Liberal government, which came into office in 1891, was very much divided over the issue. The Premier, John Ballance, supported the suffrage movement. But behind closed doors, he was worried that women would vote for the conservative counterparts and was therefore reluctant to give women the vote. Many of Ballance’s cabinet colleagues, including Richard Seddon, who was a friend of the liquor trade, strongly opposed the suffrage movement.

In April 1893 Ballance died and was succeeded by Richard Seddon. This appeared to be the end of the suffrage movement but following the presentation of a third massive petition, another bill was easily passed into the House. Seddon and others tried to destroy the bill through various underhand tactics but it backfired. Two opposition councillors - who previously opposed women's suffrage, changed their vote with the pure intention to embarrass Seddon. Finally, on the 19th September, Lord Glasgow the Governor of that time signed the bill into law and suffragettes rejoiced across the country.

Even though New Zealand did give women the right to vote first, they still have a long way to go until they achieve political equality. Women didn’t gain the right to stand for Parliament until 1919 and the first female MP was not elected until 1933 - a long time after women were entering Parliament in the UK. Even today women remain underrepresented in Parliament and only makeup just over 30% of MPs elected (2014).

Disclaimer: This article is from our Opinion category, and as such, any views expressed in this article are those of the author and not necessarily those of others including any member of The Speaker's team or The Speaker Media Limited. Any links are for informational purposes only and are not endorsements. The content of external sites is not the responsibility of The Speaker Media Limited, in accordance with our Website Disclaimer and policies.


Labour Party victory

1999 - Labour Party wins election. Helen Clark becomes prime minister.

2004 May - Intense debate over proposed bill to nationalise sea bed. Maori protesters say bill would infringe ancestral rights. Government survives no-confidence vote.

2007 October - Police arrest 17 people in anti-terror raids. Prosecutors accuse Maori activists of planning a violent campaign against the country's white majority.

2008 November - John Key leads the centre-right National Party to victory in a general election.

2009 June - New Zealand's economy shrinks for the fifth consecutive quarter, making it officially the longest recession in the country's history.

2009 August - New Zealand sends about 70 elite SAS troops to Afghanistan for the third time at the request of the United States.

2010 October - Labour laws amended to help ensure that two big-budget films of the novel The Hobbit are made in New Zealand.


  • OFFICIAL NAME: New Zealand/Aotearoa (Maori)
  • FORM OF GOVERNMENT: Parliamentary democracy
  • CAPITAL: Wellington
  • POPULATION: 4,545,627
  • OFFICIAL LANGUAGES: English/Maori
  • MONEY: New Zealand dollar
  • AREA: 103,883 square miles (269,055 square kilometers)
  • MAJOR MOUNTAIN RANGES: Southern Alps, Kaikoura Ranges
  • MAJOR RIVERS: Waikato, Clurtha, Rangitaiki, Wanganui, Manawatu, Buller, Rakaia, Waitaki, Waiau

GEOGRAFÍA

New Zealand is a remote, mountainous group of islands in the southeastern Pacific Ocean. The two main islands, North and South Islands, are separated by the Cook Strait. Australia, its nearest neighbor, is 1,000 miles (1,600 kilometers) away.

The islands were created just 23 million years ago when land was thrust out of the ocean by volcanic forces. New Zealand has more than 50 volcanoes, some of which are still active today. Sharp snowy peaks, rocky shores, and pastures create a majestic landscape.

The South Island is home to the highest mountain peak in New Zealand, Mount Cook, which rises to 12,316 feet (3,754 meters) and is called "Cloud Piercer" by the Maori people.

Mapa creado por National Geographic Maps

PERSONAS Y CULTURA

New Zealanders, or "Kiwis" as they are called, have been shaped by their isolation. Today, most Kiwis are no longer farmers, with 86 percent of the population living in cities. More people live in the city of Auckland on North Island, than the whole population of South Island.

The Maori named the country, Aotearoa, "The Land of the Long White Cloud." The Maori culture is widely respected by New Zealanders and many parcels of land under dispute were returned to the Maori in 1998.

Rugby is the favorite sport and nearly everyone cheers on the national team, the All Blacks. Many Kiwis also enjoy cricket.

NATURALEZA

Because of its remote location, New Zealand is rich in unusual wildlife not seen anywhere else in the world. Nearly all the land animals are birds and many of these species have lost the ability to fly. The Maori people and European settlers introduced animals to the islands and the flightless birds had no defense against them.

In the last 1,000 years, half of all animals on the islands have become extinct. Deforestation and draining of swamp land is also threatening many remaining species, including the kiwi bird. Fewer than 75,000 wild kiwis remain. Several species are recovering, including the kakapo, kokako, kiwi, and tuatara.

Bats are the only land mammals to have made the ocean crossing. Birds and insects, such as the weta, evolved to fill the gap of mammals on the islands. The giant weta, at 2.5 ounces (70 grams), weighs three times more than a mouse. It is a relative of crickets and is considered one of the world's heaviest insects.

Pilot and humpback whales visit the islands on their way to breed, and orcas come to feed on dolphins.


The First Countries to Grant Women's Suffrage

Nueva Zelanda

In 1893, New Zealand became the first permanent and independent country to pass suffrage laws. Although the Corsican Republic, Pitcairn Island, Isle of Man and the Cook Islands all granted women the right to vote before this year, these acts were temporary as these countries were colonized and lost the right to vote. In New Zealand, the landmark act did not grant women the right to hold office in Parliament.

Australia

Nine years later, Australia followed suit and also passed a suffrage act for women, after independence from Great Britain. This act took effect in 1902, and though it did apply to all women in the new country, Aboriginal women were left out.

Australian stamp printed for the centenary of women's suffrage in the country, circa 1994. Image credit: Mitrofanov Alexander/Shutterstock

Finlandia

Finland was the first European country to join the ranks of other, more progressive nations in 1906. At that time, the country was called the Grand Duchy of Finland. Women had enjoyed voting rights before this, however, under both Swedish and Russian rule. What was unique about the 1906 ruling is that it also granted women the right to stand for parliament, the first country in the world to do so.

Noruega

Norway granted suffrage in 1913 to women, though men in the nation had been voting since 1898. The suffrage movement here was led by Gina Krog, and she helped pioneer a law in 1901 that would allow some women to vote. These women must have paid a certain amount of taxes or be married to a man who paid that same amount. Not satisfied, Gina Krog and other women continued fighting for the next 12 years.

Dinamarca

Parliament in Denmark began discussing women’s suffrage in 1886 though the right was limited to tax-paying women living in Copenhagen. Women here got organized and formed the Women’s Suffrage Association, which held public meetings to discuss women’s rights and questioned parliamentary candidates about their views on the matter. Denmark finally granted women suffrage in 1915.

Armenia

The year 1917 saw sweeping legalization movements in favor of women voting. Armenia was granted women’s suffrage by the ruling Russian government and later passed its own law in 1919. The final Armenian law allowed for voting and holding public office.

Estonia

Estonia gained independence in 1918 but had already practiced equal voting rights since 1917. The first parliamentary elections were held in 1920, and two women were elected to serve. This year is the same year that Latvia granted women the right to vote.

Rusia

Women had a difficult time obtaining the right to vote in Russia. Suffragists organized and rallied throughout the year 1917, even holding a march of over 40,000 attendees. The government finally relinquished and gave women the same voting rights as men on June 20, 1917.

The Famous Five statue, Ottawa, Canada. Image credit: Joyce Nelson/Shutterstock

Canadá

The final country on the list is Canada. It joins several other countries in having granted women the right to vote in 1917. Only women who were war widows or had husbands or sons at war were able to vote. Considerations for extending this right were linked to the desire of the nation to remain a “White Settler” land. The government believed that by extending political rights to white women, the country would be further protected from racial degeneration. In May 1918, women citizens (this did not include Indigenous women) were given the right to vote.


Sufragio femenino

On December 10, 1869, the Wyoming territorial legislature granted women the right to vote and to hold public office. This article explains the history of woman suffrage in Wyoming, how it happened, the arguments for and against women's right to vote, and how The Equality State reacted to women at the ballot box.

Anthropology, Geography, Human Geography, Social Studies, Civics, U.S. History

The years 2009 and 2010 mark the 140th anniversary of woman suffrage in the United States. Wyoming passed the first woman suffrage law on December 10, 1869, and women voted for the first time in 1870. The word suffrage comes from the Latin word suffragium, meaning the right to vote.

Women in the United States had fought for suffrage since the time of Andrew Jackson&rsquos presidency in the 1820s. Before the Civil War, women were allowed limited voting in a few states. New Jersey allowed women to vote before their state&rsquos constitution outlawed it in 1844.

In 1869, Congress passed the soon-to-be-ratified 15th Amendment to the U.S. Constitution, which gave all men the right to vote. The amendment didn&rsquot mention women. While the federal government didn&rsquot give women the right to vote at that time, it was still possible for individual states to pass women&rsquos suffrage laws.

Railroads and Rights

That same year, the transcontinental railroad was completed, connecting the Union Pacific and the Central Pacific rail lines. This may seem like it has nothing to do with women being allowed to vote, but it was actually very important.

Thousands of workers had come to the American west to work on the railroad. As the population grew, Congress decided to split off a piece of land in the Dakota, Idaho, and Utah territories to create the Wyoming Territory. In May 1869, the same month that the Union Pacific Railroad was open to the public, President Ulysses S. Grant named John A. Campbell the new governor of Wyoming Territory.

The first elections were held in Wyoming Territory in September 1869. William H. Bright, President of the Council of the Wyoming Territorial legislature, introduced a woman suffrage bill in the legislature&rsquos first session. The bill sailed through the Democratic legislature and was quickly signed by the Republican governor.

Female Suffrage
Chapter 31
An Act to Grant to the Women of Wyoming Territory the Right of Suffrage, and to Hold Office
Be it enacted by the Council and House of Representatives of the Territory of Wyoming:
Segundo. 1. That every woman of the age of twenty-one years, residing in this territory, may at every election to be holden under the laws thereof, cast her vote. And her rights to the elective franchise and to hold office shall be the same under the election laws of the territory, as those of electors.
Segundo. 2. This act shall take effect and be in force from and after its passage.
Approved, December 10, 1869.

Why Wyoming?

Younger states and territories like Wyoming were more willing to consider fresh ideas about who could vote. Still, people were a little surprised. Wyoming passed the first woman suffrage law in the United States, with almost no discussion or controversy.

There were several reasons why the bill was passed so quickly. Historian C. G. Coutant wrote, &ldquoOne man told me that he thought it right and just to give women the vote. Another man said he thought it would be a good advertisement for the territory. Still another said that he voted to please someone else, and so on.&rdquo

Many legislators voted for the bill hoping to increase the territory&rsquos population. Women were scarce out west, and perhaps men were acting desperately to entice them. The Northwest Ordinance of 1787 said territories could apply for statehood once the population reached 60,000. &ldquoWe now expect at once quite an immigration of ladies to Wyoming,&rdquo wrote The Cheyenne Leader, a local newspaper.

One politician claimed women&rsquos suffrage started as a joke. Edward M. Lee, a secretary in the Territory in 1869, wrote, &ldquoOnce, during the session, amid the greatest hilarity, and after the presentation of various funny amendments and in the full expectation of a gubernatorial veto, an act was passed Enfranchising the Women of Wyoming. The bill, however, was approved, became a law, and the youngest territory placed in the van of progress . . . How strange that a movement destined to purify the muddy pool of politics . . . should have originated in a joke . . . All honor to them, say we, to Wyoming&rsquos first legislature!&rdquo

Even though some treated his bill as a joke, William Bright took suffrage very seriously. Mrs. Bright later said that her husband, a Southerner who fought on the Union side in the Civil War, believed that if all men could vote, then there was no reason why his own wife and mother could not vote as well.

William Bright wrote in the Denver Tribune, &ldquoI knew it was a new issue, and a live one, and with strong feeling that it was just, I determined to use all my influence.&rdquo

Some legislators voted for the bill because they believed it didn&rsquot have a very good chance of passing. William Bright took advantage of this opinion. In 1882, Governor John W. Hoyt explained how William Bright cleverly played both sides against each other:

&ldquoHe said to the Democrats: &lsquoWe have a Republican Governor and a Democratic Assembly. Now, then, if we can carry this bill through the Assembly and the Governor vetoes it, we shall have made a point, you know we shall have shown our liberality and lost nothing. But keep still don&rsquot say anything about it.&rsquo They promised. He then went to the Republicans and told them that the Democrats were going to support his measure, and that if they did not want to lose capital they had better vote for it too. He didn&rsquot think there would be enough of them to carry it, but the vote would be on record and thus defeat the game of the other party. And they likewise agreed to vote for it. So, when the bill came to a vote, it went right through! The members looked at each other in astonishment, for they hadn&rsquot intended to do it, quite. Then they laughed, and said it was a good joke, but they had &lsquogot the Governor in a fix.&rsquo So the bill went, in the course of time, to John A. Campbell, who was then Governor&mdashand he promptly signed it!&rdquo

After the bill passed, the Wyoming Tribune wrote that it &ldquois likely to be THE measure of the session, and we are glad our Legislature has taken the initiative in this movement, which is destined to become universal. Better appear to lead rather than hinder when a movement is inevitable.&rdquo

Of woman suffrage in Wyoming, American civil rights activist Susan B. Anthony said happily, &ldquoWyoming is the first place on God&rsquos green earth which could consistently claim to be the land of the Free!&rdquo Telegrams came in from as far away as Britain and Prussia.

The woman suffrage bill not only gave women the right to vote, but also to sit on juries and to run for political office. In February 1870, three women were commissioned as justices of the peace in Wyoming, although only one, Esther Morris, was known to have actually served as a judge. She tried more than forty cases in the territory. She lost none on appeal and was widely regarded as a good judge, but wasn&rsquot nominated for re-election when her term ended.

The first women jurors began their service in March or April of 1870. In T. A. Larson&rsquos A History of Wyoming, the author writes that male jurors stopped smoking and chewing tobacco once women began to serve alongside them. Men stopped gambling and drinking during their jury breaks.

Women in general were more likely to find someone guilty than men would, gave tougher prison sentences, and were less likely to accept self-defense as a reason for murdering a person. Women proved they had the ability to serve as members of the jury. They took their duties seriously, but not everyone approved women jury members. Newly elected judges banned women from jury duty in 1871.

Wyoming women got to vote for the first time in September 1870. Many people were curious about what woman suffrage would actually look like. Would women go to the polls now that they were able to do so?

Approximately one thousand women were eligible to vote in Wyoming, and most of them turned out to vote. Noted Wyoming citizen Bill Nye, when asked what woman suffrage looked like in his state, wrote, &ldquoNo rum was sold, women rode in carriages furnished by the two parties, and every man was straining himself to be a gentlemen because there were votes at stake. A Wyoming election, as I recall it, was a standing rebuke to every Eastern election I ever saw.&rdquo Nye was the editor of the Laramie Daily Boomerang, a Wyoming newspaper.

Democrats lost a lot of seats in the second territorial legislature, replaced by Republicans. The remaining Democrats in the legislature blamed woman suffrage for their losses and repealed the new law. However, the Republican governor vetoed the measure and woman suffrage remained in place.

&ldquoNo legislature has the right to disenfranchise its own constituents,&rdquo said Governor Campbell.

Wyoming applied for statehood in 1889. That year, woman suffragists worked hard to elect delegates that were friendly to their cause. Some members of the U.S. Congress tried to remove the woman suffrage clause in the Wyoming charter. The territory&rsquos voters replied that they would become a state that would let everyone vote equally or they would not become a state at all.

In 1890, Wyoming became the 44th state and the first state to have full voting rights for women. The governor at the time, Francis E. Warren, wrote, &ldquoOur best people and in fact all classes are almost universally in favor of women suffrage. A few women and a few men still entertain prejudice against it, but I know of no argument having been offered to show its ill effects in Wyoming.&rdquo

Wyoming became known as The Equality State. The national suffrage convention in 1891 included this tribute: &ldquoWyoming, all hail the first true republic the world has ever seen!&rdquo

Be a Poll Worker
Becoming a poll worker is a great way to get involved in elections if you are not old enough to vote. Poll workers are important for fair and efficient elections. Go to the U.S. Election Assistance Commission's website to find out how to volunteer on Election Day in your area.

Governor Ross
In 1925, Nellie Tayloe Ross was elected governor of Wyoming. She was the first woman to serve as governor in the United States.

Kiwis Lead the Way
In 1893, New Zealand became the first country in the world to give women the same voting rights as men. Australia did the same in 1902, followed by Finland in 1906 and Norway in 1913.

Beyond Wyoming
These states and territories gave women full or partial suffrage before the Nineteenth Amendment was passed in 1920:

  • Wyoming (1869)
  • Utah (1896)
  • Colorado (1893)
  • Idaho (1896)
  • Washington (1910)
  • California (1911)
  • Oregon (1912)
  • Arizona (1912)
  • Kansas (1912)
  • Alaska (1913)
  • Illinois (1913)
  • North Dakota (1917)
  • Indiana (1919)
  • Nebraska (1917)
  • Michigan (1918)
  • Arkansas (1917)
  • New York (1917)
  • South Dakota (1918)
  • Oklahoma (1918)

Equality State
Wyoming, nicknamed the Equality State, has a fitting state motto: Equal Rights.


The Story of the First Country to Grant Women the Vote

Women gained the vote in New Zealand in 1893, the summit at last.

By Wendy Graham

September 19, 1893 — In the late nineteenth century the women's suffrage movement was widespread throughout Northern Europe, America, Britain and its colonies. But the first self-governing country to grant all women the vote was New Zealand on the 19th September 1893.

So how did New Zealand manage to grant all women, including indigenous Maori women, the vote decades before other countries? Although some US states were early to extend the right to vote to women (Wyoming 1869, Utah 1870), the next country after New Zealand was Finland in 1907, then part of the Russian Empire. Many other countries such as the United Kingdom and the United States didn&rsquot bring in women&rsquos suffrage until after World War I.

The fight in New Zealand was won through a curious combination of persistence, a strong relationship with the temperance movement and a certain degree of luck. The temperance movement which had come to prominence in New Zealand in the 1880s, blamed alcohol for many of the colonial society&rsquos problems with women and children bearing the brunt.

A New Zealand branch of the Woman's Christian Temperance Union (WCTU), based on the American organisation, was formed in 1885. It was inspired by a tour of the country that year by a member of the American WCTU, Mary Leavitt. The WCTU reasoned that only through political rights would women gain any say over the use and abuse of alcohol.

Another major influence on political thought of the time were the then widely read works of the English philosopher John Stuart Mill who advocated for rights for women.

Kate Sheppard from Christchurch, an English-born leader in the Temperance Union became New Zealand's leading suffragette. She spoke up and down the country to great success and organized a series of petitions to parliament to demand women the vote. These were hugely influential and forcibly contested by figures in the liquor industry. In 1893 the final petition for women&rsquos suffrage gained nearly a quarter of all adult European women&rsquos signatures.

An earlier bill to parliament had failed in the upper house but on the 8th September 1893 it passed by 20 votes to 18 after the Prime Minister Richard Seddon tried to stop it. His interference put the backs up of other two members of parliament to such a degree they changed their vote and the bill passed.

But the Governor of New Zealand Lord Glasgow, as the representative of the British monarch, had still to sign the bill into law. Suffragettes put in one final effort and on 19th September 1893 Lord Glasgow signed the bill into law.

With just six weeks to enrol for the next general election on the 28th November 84% of women registered and two-thirds later voted for the first time. Today Kate Sheppard&rsquos portrait is on the New Zealand ten dollar bill and the centenary of women&rsquos suffrage was widely celebrated in New Zealand in 1993.

Canada followed in granting women the vote in 1917, the United Kingdom in 1918 and the United States in 1920. By contrast Switzerland didn&rsquot grant women full voting rights until 1971, Portugal in 1976 and Liechtenstein in 1984.


Earthquakes

2011 February - Scores of people are killed in a major earthquake in Christchurch, New Zealand's second-largest city, on South Island.

2013 April - New Zealand becomes the first country in the Asia-Pacific region to legalise same-sex marriage.

2013 - Two powerful earthquakes rock central New Zealand including the capital, Wellington, but without causing major damage.

2014 - A 6.3 magnitude earthquake rattles New Zealand's North Island, but without causing major damage or serious injury.

2016 December - Bill English becomes prime minister after John Key quits unexpectedly.

2017 March - A river revered by the Maori people becomes the first in the world to be recognised as a living entity with the same legal rights as a person, after parliament passes a bill granting the Whanganui River special status.

2017 May - A New Zealand-American company, Rocket Lab, launches its first test rocket into space, ushering New Zealand into the select group of countries which have carried out a space launch.


Ver el vídeo: Las mujeres tienen derecho a votar en Nueva Zelanda 19-09-2012 (Septiembre 2022).

Video, Sitemap-Video, Sitemap-Videos